Niño vive con una Anaconda.




Los niños curiosamente adoptaría un perro un gato o cualquier otra mascota  pero nunca una serpiente, en Camboya un niño de 6 años tiene como mascota una anaconda lleva viviendo con ella desde que tenía 3 meses de edad, a la cual le dio el nombre de Lucky la cual mide 6,1 metros de largo y tiene un peso de 120 kilogramos.

Se dice que las serpientes son  las mascotas más peligrosas  ya que tienen la capacidad de asfixiar fácilmente a su víctima, eso es cuando se les asusta o provoca, pero para este niño no es así ya que se tienen un mutuo cariño se pueden pasar todo el día juntos y la serpiente no lastima al pequeño.